Las estrías, son cicatrices que aparecen en algunas capas de la piel, a causa de rupturas o estiramientos excesivos del tejido. Son mayormente asociadas a las mujeres embarazadas o a personas que han adelgazado o engordado muy rápidamente. Pero la realidad es que nadie esta exento de sufrirlas.

Sin embargo, también pueden asociarse a múltiples circunstancias, entre las que se encuentran ir al gimnasio o practicar otras disciplinas deportivas. En este sentido, aunque parezca paradójico, las mismas actividades que favorecen la buena apariencia del cuerpo, pueden derivar en la presencia de las temibles estrías. 

Por qué aparecen las estrías durante el ejercicio

Las estrías, se forman cuando una determinada zona del cuerpo, crece más deprisa de lo que la piel puede tolerar. En consecuencia, la elasticidad de la piel se ve excedida, dejando una marca.

Esto, puede ocurrir en disciplinas como el levantamiento de pesas, donde los planes de entrenamiento suelen ser bastante estrictos e intensos. De esta manera, se consigue un rápido aumento o disminución del volumen corporal, impidiendo que la piel se adapte a tal cambio.

Las variaciones en el peso, conllevan el estiramiento de la piel, hasta que finalmente el tejido conectivo de la piel se rompe. Entonces, la marca aparece por primera vez en forma de líneas rojizas que atraviesan la piel de la zona afectada. 

Posteriormente la tonalidad rojiza o morada, va disminuyendo para dar paso a la estría de color blanco. Esta, es sin duda alguna el gran dolor de cabeza de muchos, y supone un enorme reto en cuanto a su erradicación. Al punto de ser considerada muchas veces, como algo imposible de eliminar. 

Cómo evitar que aparezcan estrías por hacer deporte

En general, las prácticas como el culturismo, se acompañan de programas de entrenamiento que pueden llevar al padecimiento de estrías. Tanto en épocas de subir de volumen, como en su posterior definición. Sin embargo, es posible implementar algunas estrategias que prevengan la aparición de este tipo de marcas. Incluso si estos ejercicios se ejecutan de manera prolongada y frecuente.

En este sentido, la principal recomendación es vigilar el peso, prefiriendo aquellas rutinas que conducen a cambios graduales en la báscula. Asimismo, se debe cuidar la alimentación, decantándose por aquellos alimentos que favorecen la salud de la piel. 

Estos alimentos, son aquellos con un alto contenido de vitaminas, zinc y antioxidantes. Entre los cuales se pueden mencionar, aceites naturales como el aceite de coco y aceite de oliva. Asimismo, destacan las frutas y vegetales frescos, las bebidas alcalinizantes, frutos secos, semillas y todo alimento que promueva la vitamina e. 

Cómo deshacerse de las estrías formadas en el gym

Si bien, la erradicación de las estrías es considerada una misión casi imposible, existen avanzados equipos enfocados en revertir los efectos de estas marcas en la piel. Así, se pueden señalar las siguientes alternativas para deshacerse de las estrías generadas por el deporte.

Aplicar métodos preventivos

Si el deporte o el gimnasio ya han generado la aparición de estrías, es posible que continúen haciéndolo. Por ello, al margen de una solución que las atenúe o elimine, es imprescindible continuar con el plan preventivo. Todo ello, con el objetivo de evitar nuevas marcas que empeoren el escenario que ya se tiene. 

Cremas antiestrías

Este tipo de productos, deben emplearse desde el mismo momento en el cual se observa la primera mancha rojiza en la piel. Pues, se trata de la fase en la que mejores resultados pueden conseguirse, debido a que la rotura de la piel no es tan profunda. 

En consecuencia, el efecto reparador sobre la piel es considerablemente más notorio. En todo caso, para mejores resultados es importante emplear cremas antiestrías de calidad, y aplicarlas frecuentemente. La constancia juega un papel importante.

Finalmente, es preciso incluir masajes circulares en el área afectada durante la aplicación de la crema. Esto, promueve la circulación y garantiza la absorción de nutrientes.

Terapia con luz roja

Esta, es una alternativa propicia para el rejuvenecimiento de la piel. Emplea luz infrarroja que penetra en las capas más profundas de la dermis, potenciando y acelerando la metabolización de las células. Así, como la producción de colágeno y elastina que promueven la flexibilidad y elasticidad de la piel. Además, aumenta la efectividad de las cremas antiestrías aplicadas. 

Microdermoabrasión

Este tratamiento, actúa sobre la capa más superficial de la piel, para extraer las células muertas y conseguir su regeneración. Su efectividad es limitada en las estrías blanquecinas, cuya profundidad en las capas de la piel es superior.